Muchos tendréis la tarjeta minisim que las operadoras nos han estado dando durante años, y que aún está vigente en la mayoría de los teléfonos móviles del mercado. A partir del iPhone 4, se empezó a utilizar la microsim. Este tamaño de tarjeta se ha usado prácticamente solo en el iPhone 4 y el 4S. Ahora algún fabricante más ha comenzado a usarla, como es el caso de Samsung con el Galaxy S3. Con la llegada del iPhone 5 llega el nuevo modelo de tarjeta sim, la nanosim.

Ya con la microsim había alguna operadora de telefonía, que en lugar de cambiártela, lo que hacía es recortarla para ajustarla al tamaño del lector. También algunos usuarios hemos hecho eso para poder disfrutar antes del cambio de terminal y no poder esperar a que nos llegue la microsim. Ahora con la nanosim sucede algo parecido. En el caso de las nanosim, no solo hay que hacer recortes en los laterales, sino que también hay que rebajar un poco el grosor.

Gracias a la página de airportal.de tenemos una guía con un vídeo y unas plantillas para cortar nuestras tarjetas de modo casero. Así, si tenemos un iPhone5 y todavía no tenemos nuestra nanosim, la podremos fabricar por nosotros mismos con este método casero. También te servirá esta guía si vas a tener la suerte de comprar un Galaxy SIII, y no puedes esperar a que te llegue tu microsim.

Descarga: Plantilla

 

Recuerda que también podrás ver todos mis artículos aquí.

  • Yo llevé mi tarjeta a una tienda Orange: en una me querían cobrar 5€ por cambiármela por una microsim nueva y en otra que entre por casualidad me la cambiaron “degratis”… :-)