Por el momento y hasta la fecha, para comprar contenidos en Google Play, es necesario disponer de una cuenta de Google Wallet, y para incentivar la utilización de este servicio Google ha decidido poner el primer crédito de su bolsillo para que los reacios se decidan a facilitar los datos de su tarjeta.

Se trata de un regalo de 5 € a gastar en Google Play para los usuarios que activen por primera vez una cuenta de Google Wallet facilitando los datos de su tarjeta.  A menudo, esto representa una frontera psicológica, ya que está demostrado que una vez realizada esta gestión, los usuarios tienen menos reparos en decidirse a realizar compras.